sábado, 31 de diciembre de 2011

Cerrando el círculo llamado 2011


Fin de año… ya tengo las cartas a mis ángeles, ya tengo la veladora, ya limpié mi recámara, estoy guardando todo lo que saqué y tengo que empacar, ya puse el agua en el vaso que voy a aventar por la puerta, los papeles que voy a quemar en la hoguera personal del 31 ya están en la cubeta, las uvas en las copas con mis 12 deseos-metas ya pensados y meditados.

Y en esas reflexiones, de pronto pienso en que es un año más que se va, me empieza a estresar el hecho de que mientras más años almacenas en el expediente personal, más rápido pasa el tiempo, los ciclos se repiten cada vez más rápido y entonces te preguntas ¿Qué queda, qué hay además de la rutina, de lo cotidiano, de vivir con prisa, de resolver problemas, de tantas cosas que ocupan nuestra mente y tiempo? ¿Qué hay atrás del error, de la equivocación, de fallar en un proyecto, en un trabajo, en lo que sea que no nos deja dormir? ¡La culpa, la equivocación, la burla de los demás nos da la más cordial bienvenida a la pesadilla de terminar el año repasando nuestros errores, no para corregir, sino para recriminar!

Sí, ya se, nos sentimos mal por equivocarnos, y no nos damos cuenta que estamos haciendo algo; pesa sobre nosotros como la muerte misma, una equivocación, el hacer algo mal, como si nacieras con todas las habilidades del mundo, o como si fuésemos perfectos, y lo preferible fuera no hacer nada para no equivocarte, para no padecer a los demás. Y lo peor, lo grave, es que nadie te ha dicho que tienes el derecho sagrado a equivocarte, y de asumir las consecuencias, aceptarlo, y finalmente moverte a lo que sigue.

Sin embargo en esos momentos de calma, que se encuentran fácilmente en el caos, cuando callas todos los ruidos molestos, ves las nubes, el sol, la mariposa que pasa frente a ti, y caes en cuenta que, hay algo más grande que tu, más grande que tu pequeño mundo.

Es impresionante cómo se nos olvida vivir, en lo que resolvemos nuestros problemas, y nos perdemos tratando de encontrar respuestas donde no las hay, nos olvidamos de sonreír por estar sobreviviendo, nos olvidamos de agradecer lo que tenemos por estarnos defendiendo, pedimos mucho y damos lo mínimo, exigimos lo máximo y agradecemos tan poco.

¿Cuándo ofrecemos algo, gustosos de saber que tendremos una bendición extra en nuestro camino? ¿Cuándo es ese momento para ser justo con los que nos rodean sin cuestionarlo todo? ¿Cuándo dejaremos de culpar a Dios por todas nuestras decisiones y mejor aprendemos la lección?

Tantas cosas que, en este tipo de días en los que se cierran círculos, puedo pensar con un poco más de tranquilidad y concluir que, agradezco lo bueno, lo malo, lo que tuve, lo que no logré porque todo ello, en su conjunto y mirando hacia atrás, ha logrado moldearme en el ser humano que soy hoy. No soy perfecta, pero soy.

Este 31 de diciembre, en el que un año lleno de retos, emociones, tristezas, decepciones, llegadas, partidas y todo lo que en él queda, termina. Y en ese trance de iniciar el año y vivir al máximo todo, sin abreviar lo bueno, lo malo, lo bello, lo desagradable… todo… pido para todos y cada uno de ustedes, que en este año 2012, mientras transitan por la existencia cotidiana, tengan el gran regalo de encontrar la vida en su vida.

martes, 13 de diciembre de 2011

México, el gran país incongruente


México es una nación, como no creo exista otra en el mundo. Somos un mar de incongruencias, contradicciones, justificaciones y no logramos avanzar porque somos más chistosos que trabajadores, más astutos que dedicados, comodinos, convenencieros y más flojos que un oso hibernando.

De aquí desprendo una serie de reflexiones que, a veces, me dan escalofríos.

Y es que, mientras existan ciudadanos que sean "más vivos" que los jefes, empleados saqueen la papelería de la oficina para la escuela de sus hijos; veamos asuntos personales pagados por la empresa, llamadas extensas a nuestro ligue en turno pagadas por todos menos por nosotros, saquemos fotocopias de documentos personales con cargo a nuestra empresa u oficina, en nuestra vida cotidiana seamos miserables pero cuando son viáticos de la empresa, pedimos el platillo más caro; reclamemos corrupción en las instituciones, y si alguien muere por vándalos, pidamos que a la institución encargada de hacer velar la ley, se le juzgue y a quien disparó, cárcel.

En breve, pedimos que se haga justicia en el vecino y no en nosotros. ¿Qué tienen qué criticar a políticos, si ustedes son igual o peor que ellos? Lo que digo reiteradamente: hablan mal de ellos, porque no están en su lugar para hacer lo mismo. Los extremos son muy fáciles de tocar, la media es “el reto”.

Ser justo e imparcial, defender al inocente sobre el perverso, actuar correcta y congruentemente, por lo que leo y veo diario, es tan difícil.

A veces no entiendo hasta dónde somos parte del mismo circo del que nos quejamos... queremos un país justo, pero nos reímos... cuando nos burlamos del SAT y no pagamos impuestos; vemos al viejito al que se le caen unas monedas y en lugar de alcanzarlo y regresarle su dinero, nos lo guardamos y cuidamos de que nadie nos haya visto. Los jóvenes se guardan el cambio de lo que su madre les encargó, y cualquier orden que les den, sacan el chantaje emocional para que no les digan nada; si no obtienen algo, sólo porque lo quieren, no importa si lastiman a alguien, lo obtienen.

Como hijos somos unas pistolas al insultar a nuestros padres, al patear a un viejito, o a un ciego que pide limosna. ¿Qué valores le estamos enseñando a nuestros jóvenes? Intolerancia, egoísmo, obtener a como de lugar lo que quieren, no esforzarse... de verdad que ¿esa será la sociedad del futuro? No, no estoy de acuerdo.

Nos sentimos chingones, cuando le ponemos el cuerno a nuestra esposa; como mujeres nos atascamos la boca, al decirle bruja a la esposa del cuate del que decidimos ser amantes, sabiendo que no somos las únicas, ah ¡pero somos reinas en ese momento de fregonería!

Como sociedad, lavamos la conciencia tan marrana que tenemos, pisando a morir al que se equivoca, juzgando al que hace bien las cosas, culpando a todos, menos a nosotros mismos de nuestras desgracias. ¡El problema no es este hermoso país! Es su gente. Nuestra oportunidad de oro radica en que, siendo el gran problema, somos los únicos que podemos darle solución

¿Nos importa realmente, nos atrevemos a cambiar?

¡Muy buena pregunta!

jueves, 24 de noviembre de 2011

Día de Acción de Gracias

Después de tanto tiempo sin escribir, estoy de vuelta. Y en esta ocasión es para reflexionar juntos sobre un tema que, cuando lo pienso, no debería de tener un día para festejarse, igual que el día de las madres, el día de los abuelos, el día del niño, o el de prevención contra el cáncer de mama; sin embargo la realidad es que, siguen existiendo madres que no son tomadas en cuenta, abuelos que son olvidados, niños maltratados o abusados y mujeres que no se autoexploran a las que finalmente, se encuentran llorando su diagnóstico tardío y en peligro de muerte.

Agradecer debería ser siempre una actividad normal, consciente y de todos los días; los padres deberíamos inculcar este hábito en nuestros pequeños. Y por ello, un día dedicado a dar gracias, sea del país que sea, independientemente del suceso que dio origen a esa celebración, realmente me parece que no está de más.

Pueden preguntarme o decirme que esa fiesta es una “gringada”, para qué festejarlo, no hay una fecha que pueda tener equivalente en México y que es pura mercadotecnia. Ok lo podemos considerar. Podría ser como la navidad, fecha en la que pocos conocen los significados, las reflexiones por hacer, y me atrevo a pensar, muy pocos siguen la tradición y los rituales previos, como lo es festejar y celebrar junto a la familia el adviento.

Ahora, también creo que nadie se ha tomado la molestia de proponerlo sinceramente y llevarlo a cabo, o bien sugerir que se festeje, por qué como siempre, el falso patrioterismo mexicano los hará blanco de calumnias, de injurias y, digamos que realmente parece ser que está de más.

Ahora, nos la pasamos copiando el estilo de vida norteamericano… ¿Por qué no copiarles lo bueno? ¿Por qué no tomar lo mejor de la Aldea Global conocida como Tierra? Y pensemos cómo está México, nos falta mucho para poder salir del hoyo en el que solos nos metimos por no tener valores, por sólo pedir y no esforzarnos, y menos agradecer, porque creemos que es obligación de todos, menos nuestra dar todo por lograr lo que queremos en la vida.

Es hora de no sólo ser buenos para pedir, ver qué nos falta, es hora de también saber agradecer: por lo que somos, lo que tenemos, de tener a personas con quien podemos compartimos nuestra vida, por nuestros hijos, nuestro trabajo, nuestros retos… hay tantas cosas que podemos agradecer, y no lo hacemos.

Como diría Violeta Parra en una de sus canciones: Gracias a la vida, que me ha dado tanto…


Feliz Día de Acción de Gracias

domingo, 20 de noviembre de 2011

¿Quieres ser madre soltera?


Hoy quiero compartir algo que, desde hace muchos años le doy vueltas y vueltas, y generalmente llego a la misma conclusión. Y es que no entiendo por qué, tan modernas somos las mujeres, que a fuerza tenemos que llenar un rol, que por los nuevos retos, no podemos llevar a cabo al 100%. Y sí, hablo de ser madre, principalmente soltera, y más, hablo de ser madre.

Y no es que sea una mala idea, no; tampoco es algo que te satanice, pero tampoco es algo que glorifique, la tarea de ser madre tiene una serie de bemoles que, hasta que te encuentras en la aventura, descubres. Simplemente tu vida pasa completamente a un segundo plano, para que tu(s) hijo(s) ocupe(n) el primer plano de todo.

En lo personal, ser madre es algo que no planee, mis diagnósticos eran: “no puedes ser madre”, y a pesar de que llevaba un cuidado, me confié, además estaba enamoradísima, en una relación —según yo estable— y cuando supe que estaba embarazada vivía con el papá de mi hijo, pero aún así, con los castillos en el aire, y con ese enamoramiento estúpido que tuve, ni vi con quien me involucré, ni el peligro de poner mi vida y la de otro ser en manos de alguien que no tienes idea de cómo responderá ante tal compromiso, y mucho menos que fuera a fallar de tal manera con un compromiso de una vida nueva.

Y al final de cuentas, como mujer, eres la responsable de los hijos. Te vuelves madre y padre, aunque tengas marido, la mujer es la que parió y es la que responde. Y es aquí cuando te enfrentas a la realidad, y si te fue bien, tendrás apoyo, si no, estarás sola.

Y si bien es preferible estar sola que padeciendo la irresponsabilidad de un hombre, la mayoría, sin mostrar el mínimo interés por sus hijos, es cuando reflexionas: “si su hijo, no lo mueve —y ahí la cosa esta muy pesada—, nadie ni nada lo hará”.

Así pues, en nuestros tiempos, mujeres en una afán de ser “muy mujeres” proclaman a los cuatro vientos que ellas pueden ser madres solas, y yo digo, sólo que sean hijas de millonario, y ni así es garantía de que no van a tener problemas, o de que puedan trasladar su responsabilidad a otra persona, háganlo a sabiendas de que pasarán muchos días y noches muy amargas.

¿Por qué?

Punto uno: vivir sola y ser responsable del sustento familiar en todos los aspectos, es una verdadera joda. Y si vivir con un hombre puede tener más desventajas, tener una sola toda la carga es realmente una pesadilla.

Punto dos: los buenos trabajos, con buenos salarios son muy raros. Y si te toca estar en uno, eres suertuda. La mayoría de trabajos pagan a la semana 1000 pesos y no te dan seguridad social. Y entonces te preguntas ¿quién te cuidará al hijo? Si tienes suerte te lo cuida tu familia, si no, expones a tus hijos a: abusos sexuales, físicos, verbales, bullying y un largo etcétera.

Punto tres: costo de la vida, costo de un hijo. Entre pañales, leche, talco, y más suplementos, hace 7 años, gastaba al mes con todo y guardería para mi hijo, más de 4,000 pesos al mes. Si tienen la suerte de contar con una buena familia, no pagarán renta, luz, agua, gas, que si no la tienen, pensamos en 7,000 pesos. Algo así. ¿Seguimos sumando? Comida, pasajes o carro, gas, composturas unos 4,000 pesos más. Y si les toca un enano como el mío, que le afecta lo que hizo su padre, entonces agregamos psicólogo, médicos. ¿Más nana, más, más, más? De verdad no creo que nadie, por voluntad, quiera ser tan bruta para querer pasar por eso sola.

Punto cuatro: quieren ser exitosísimas profesionalmente, entonces renuncien definitivamente a la maternidad. Los hijos no son un experimento. Y menos capricho para demostrar el lado opuesto del machismo, para convertirlo en hembrismo, y decir que pueden con todo. Bastante problema es controlar uno su vida como para llevarse a un angelito entre los pies.

¿Quieren ser madres, no se resisten a ese encanto de la vida?, pues sacrifiquen su vida profesional. Se sienten solas, cómprense un perro. Quieren que las cuiden cuando estén viejas, entonces paguen un asilo. Un hijo no es mascota ni geriatra. Ser madre soltera por voluntad es un error garrafal.

Ah, y tampoco es lindo pertenecer a un grupo cautivo para los bastardos políticos, que prometen despensitas pendejas y 2000 pesos por un voto.

Y lo peor de todo es que, realmente no disfrutas a tus hijos como debiste, no le diste la atención que necesitaba, y en ese inter, tu hijo puede volverse ingobernable, acostumbrado a que, para lavar las culpas de tanta ausencia, le das todo; ¿y qué pasa? que no valora nada, se acostumbran a tener todo, a chantajear y entonces, cuando no tienen del novio lo que quieren, usan violencia emocional, verbal y física; sí, por esa costumbre de darles todo, pueden llegar a matar, y entonces reaccionamos y nos preguntamos, ¿qué hicimos mal? ¿Cómo nos convertimos en responsables de la crianza de un hijo criminal!

Todas las que somos madres, no queremos que eso suceda, en lo personal mi hijo se volvió mi motorcito, mi fe; pero sí tengo miedo de equivocarme, descuidarlo y hacer algo muy mal, no poner atención a algo, y cambiaría mucho la historia, con tal de que mi hijo, tenga mayor estabilidad, y si bien hago todo lo posible por sacarlo adelante, y estoy en este embrollo tratando de resolverlo, por él, por un pequeño que no tiene culpa de nada, no comprendo que alguien quiera ser madre sola voluntariamente.

lunes, 4 de julio de 2011

Próximos 37

Para hacer pedazos a alguien, aliéntale con palabras hermosas, dale la esperanza de una promesa y luego rómpela. #SomebodyDixit

Me acerco irremediable y peligrosamente a los 37 años… y cada vez más me acerco al aniversario veinte de muchas cosas. Por ejemplo: voy a cumplir 20 años de haber tenido a mi primer y único novio de manita sudada, veinte años de mi primer trabajo y todo lo que ha pasado desde entonces: estudiar, ser cajera, mesera, vendedora de piso, trabajar en proyectos freelance, obtener becas... muchas cosas en su vigésimo aniversario.

Le eché ganas desde chamaca, de niña trabajaba con mi tío, o con la vecina en su tienda, con la mamá de mis amigos en su tienda de materias primas, siempre tuve y trabajé por lo mejor. Sabía que lo que quisiera, lo podía lograr. Todo iba viento en popa a esa edad, el mundo apenas se iba develando ante mis ojos, estudiaba y trabajaba.

Cuando terminé la carrera y empecé a trabajar, me fue bien, siempre. Hasta hubo un momento en el que me dijeron, tú no vas a necesitar a ningún hombre, te puedes dar todo. Y entre eso y que me tocaba competir con hombres, por puestos, por espacios, por proyectos. En ese inter mis amigas de la universidad se casaban, y yo me volví demasiado independiente. Y un día me atreví a consumar mi propia maldición. “Para qué quiero a un hombre si yo sola puedo con todo”.

Después vino el diagnóstico que jamás esperé escuchar, mientras leía como la maternidad se posponía a mi me decía mi ginecóloga “nunca serás madre”... me dedique a trabajar, y divertirme, sin tener ni un novio. Hasta los 24, casi 25 años, y así luego de Germán, conocí a Paul, y luego conocí al padre de mi hijo, de las grandes expectativas que me había formado de tener un hogar y finalmente una familia con la promesa de mi hijo, todo terminó y fui madre soltera.

Después de que piensas que ya nada puede ir peor en tu vida, llegó el patadón final de la vida a mi soberbia, cuando el director de la institución, dio la orden de que me corrieran de mi trabajo, para meter a la sobrina, de la amante de un Subsecretario a mi puesto. Por cierto que ese mismo señor, ahora está acusado de peculado. A veces creo en la justicia divina.

Total que a casi tres años de quedarme sin empleo, tratando de volver a comenzar todo de nuevo, cayendo, levantado, cayendo, levantando... hasta parece prueba y error. Me doy cuenta que la vida me quitó todo. Y todo lo que alguna vez me sirvió para competir, ya no está.

La mujer delgada fue sustituida por la gorda, que es madre y que no puede estar un par de horas limpia. Los trajes sastre pulcros, ahora son jeans, manchados de manos y besos de mi hijo. Mi vida perfecta se fue al caño. Y ahora es una vida real, donde no tengo un cuerpo hermoso, no puedo depilarme cada quincena, nadie quiere estar cerca de mi (o dicen que tienen mucho trabajo, pero lo real es que, nadie está conmigo cada semana, ni en momentos importantes para mí y poderlos compartir, o difíciles para poder llorar).

Y para la edad que yo pensaba tener una familia, una vida compartida y lo mejor del mundo para mí y los míos. Mis planes... se esfumaron.

A estas alturas, veo el camino, pero no sé como retomarlo, sin dejar a un lado a mi hijo, cada paso cuesta el triple de la primera vez que lo intenté. Y encima de todo, tener que ser proveedora y guarda de mi familia, mi hijo y yo, está siendo muy complicado. Tengo miedo y voy a tener que recomenzar como hace 20 años.

Y por si no fuera poco, agréguenle a esta mezcla: que diario, por haberme equivocado y fallar en mi intento de hacer una vida en pareja soy lo peor para mi madre, no soy madre soltera, para ella soy una puta, las agresiones físicas y verbales, no se hacen esperar, y lo que más me duele es saber que soy víctima de muchas cosas, y estoy aterrada y no puedo hacer nada. Tengo una madre que con las cosas que dice, mi hijo tiene el Síndrome de Alienación Parental y se está volviendo todo un caos. Cuando el padre de mi hijo recuerda que alguna vez existimos en su vida, sólo habla para fastidiar y joder.

Tengo un pleito que igual que mi despido, lleva ya, casi 3 años. Lidio todos los días con: ahí va la ex de fulanito. En la escuela de mi hijo se lidia con el: es madre soltera. Sí, en esta sociedad moderna todavía llevamos el estigma de madre soltera, y es peor que ser divorciada.

Con mis amigas: ya todas nos casamos, y las divorciadas van por segunda vuelta y siempre preguntan ¿tú cuando? Y así es la vida.

En breve, estoy asustada, tengo miedo, no sé qué hacer y lo que quisiera hacer, no puedo hacerlo. Cuando logre conciliar mis demonios, la vida y el camino que perdí, espero que todo vuelva a la normalidad.

miércoles, 29 de junio de 2011

Congruencia, respeto y ejemplos

Hoy reflexiono con el error garrafal de los seleccionados sub 22 y sus putas. En primera, son ejemplo de muchos niños, no les cae el veinte que los chiquitos los ven y aprenden de ellos. Sobre todo de los futbolistas, y todo aquél que se dedique a los deportes, pesan mucho en chavos de bien. Insisto, eso no debería de ocurrir. ¿Qué falta, qué pasa? Mal manejo de la fama, inconsciencia, falta de valores, educación. Si es eso, hay que corregirlo. Urge.

Segundo tienen un compromiso con el país, los rige un reglamento, espérenme… LOS RIGE un reglamento que DEBEN respetar. ¡Si no lo van a respetar, que se larguen! Y ahí sí, que vayan y se dediquen a hacer lo que quieran. Les pagan por ganar partidos de futbol, no por tener sexo. Y llevan a una nación, la representan y si ellos no se respetan, profesionalmente, ¿cómo vana respetar a su país, cómo harán para que los demás respeten lo que representan?

Una vez me dijeron, primero lo que deja y luego lo que apendeja. Y para que lo entendieran, debieron suspenderlos ¡3 años, o más y una multa mucho más pesada que 50 mil pesos!

Y lamentablemente, mientras ídolos del futbol, y muchos más, no se pongan las pilas, y les caiga el veinte de que son ejemplos, las cosas sólo prometen empeorar. Y hay que pensarle, porque, quienes defienden este tipo de acciones, están sentenciando su futuro, a ser tratados por barbajanes sin respeto alguno por nada.

Y los que han dicho, mejor con putas que jotos, y pendejadas que sólo se remiten a lo sexual, sólo dejan de lado su capacidad intelectual y predomina que son animales, incapaces de razonar en las cosas de bien y no merecen una sociedad de respeto, evolucionada y consciente.

Y pienso, por qué sí, defendemos lo político, pero para esto nos sale el macho y predomina lo irracional, sepan que quien lo hace, pierden toda credibilidad y respeto, por las causas y movimientos que se defienden.

Hay que ser congruentes.

martes, 21 de junio de 2011

Abuso Sexual Infantil

¡Tengo mucho que decir, y no sé cómo empezar!

El domingo en la noche, me tocó ver en una red, que considero inteligente, creadora de contenidos, cuentas de y pro pedofilia, pederastia, etcétera. En ese momento, realmente pensé en cerrar mi cuenta. Nunca pensé ver ese tipo de cosas. Independientemente de los mecanismos para reportar y llegar a una solución para todos, yo reviví una situación, conocida por algunas personas, desconocida para otras.

Abuso sexual infantil. Ver esas fotitos, niños drogados y lo puedes saber por la mirada, por las pupilas, son como una lanza ardiendo, que sólo puede pasar y lastimar a quien lo ha vivido. A veces trato el tema, lo expongo con un par de comentarios, tuits, y referencias en este mismo blog, pero es una de las pocas cosas de mi vida, en las que siendo brutalmente honesta el diagnóstico esta como prueba no superada.

Todavía duele, todavía hay resentimiento, no importa cuántas terapias existan, ni cuántos libros se lean. Ser parte de las estadísticas te incapacita para tomar un papel más activo. Sí, si es incapacitante, el dolor de que otro viva lo que tú viviste, perdura. Hay quien sólo lo condena, otros lo guardan para siempre, otros se vuelven victimarios, unos viven infelices en su sexualidad, pero nadie realmente, que lo haya vivido se atreve a hablar.

¿Qué me mueve a hacerlo?

Generalmente son los padres, familia de la víctima quienes se mueven, tratan de formar asociaciones, crear conciencia, buscan ayuda, psicólogos, negocian, buscan justicia. Pero uno, se calla. Es un dolor silencioso, enorme, de heridas múltiples, te roban la infancia, te quitan la inocencia y te despiertan a una sexualidad que debe dormir por más tiempo.

Yo lo viví de los 6 a los 8 años. Desperté brutalmente a la realidad, cuando mi padre me dio un libro sobre sexualidad. Ahí supe lo que me había pasado. Nunca fui sobrina favorita, ni niña linda… fui su juguete sexual. A partir de ahí empezó mi educación sexual, pero también mi crisis personal.

Todo lo callé hasta los 22 años. Cuando finalmente lo pude abrir. Quizá lo hubiera hecho antes, si mi padre no me hubiera dicho, si te hacen algo me dices y los mato. Cómo mi padre iba a matar a su hermano. Y sólo lo callé. Esa parte... ¡duele mucho!

La única vez que hablé en público de ello, fue en una Jornada, y entre tantos jóvenes, descubrí que no era la única víctima de abuso sexual infantil. ¡Descubrí que éramos muchos! Supe que en la familia, es donde más sucede y que a mí me pasó con un tío, pero había niños que les pasa con sus padres, con hermanos, con abuelos... historias espeluznantes.

Y a veces pienso, mi historia comparada con otras, no es nada, por la violencia. A mí me lo disfrazaron de, “eres la sobrina favorita, los tíos queremos a las sobrinas”, y ahora esos engaños duelen en toda mi vida.

Y no es que por menos sea permisible, o por más condenable. Todo ello es despreciable. Sea familia, iglesia, sea quien sea. Y yo todavía no descubro la manera de evitar que esto siga sucediendo. Y me duele, me desespera, me siento incapaz, frustrada. Por no poder hacer nada. Quizá compartirlo puede ayudar, pero no me siento tan fuerte para estar con un público y abrirlo. Y tampoco es fácil escribirlo.

A lo más que he llegado, y en esa ocasión pedí anonimato, pude compartir en radio mi experiencia, pero fue muy breve y lloré. ¡Pero sé que no me escucho todo el mundo! Y en ese momento decía que era básico buscar apoyo en la fe, practicar una religión, encontrar apoyos en la lectura, buscar atención con un especialista, escribir en una libreta lo más que se pudiera todas esas emociones y canalizar esas experiencias para ayudar a los demás sin pensar que si te lo hacen, lo tienes que hacer. ¡En un punto esa cadena de víctimas-victimarios debe de terminar! Como me decía una persona en twitter, infancia no es destino.

Así como verlos morir no es suficiente para regresar la vida en dónde estaba. Al menos la mía, a los 6 años, cuando aún era una bebé, ¡Que niña ni que nada! ¿Qué sabes a los 6 años, cuando tienes que estar jugando! ¿Qué necesidad de despertar a la sexualidad a esa edad, para todo hay tiempo y cada etapa debe de llegar en su momento!

A veces quisiera ir a hablar a escuelas, pero sé que no podría. ¡Y por ahí podríamos hacer más! Sin embargo yo no me atrevo, ¡qué diría un niño de una señora llorando hablando de sólo Dios sabe qué! Ahí entra la importancia de los padres, de informarse en todo, hay que terminar con el analfabetismo sexual, con los tabúes que han dejado más heridos en batalla que la Segunda Guerra Mundial, y dejar de jugar a que los mal informados despisten a los ingenuos, para tener una vida plena.

Por ahora al único pequeñito al que le puedo decir qué hacer, cómo defenderse, es a mi hijo, le doy confianza, el sabe que nadie mayor debe tocarlo, le inculco confianza, conciencia. Es lo único que puedo hacer por ahora. Sé cómo sobreviví, cómo lo tapó mi mente por años para poder seguir... pero también sé que nadie puede regresar a la inocencia después de una experiencia así, y nadie tiene derecho a robarle a un niño su derecho a ser niño.

Y por lo demás, la vida sigue, con y sin dolor, con lo que tengas, y no sé si lo he logrado, no sé si lo lograré y darle a mi vida otra oportunidad para recomenzar de nuevo.

domingo, 19 de junio de 2011

100 Días

Tomado de un correo electrónico.


Cuentan que había una vez un rey muy apuesto que estaba buscando esposa. Por su palacio pasaron todas las mujeres más hermosas del reino y de otros más lejanos; muchas le ofrecían además de su belleza y encantos muchas riquezas, pero ninguna lo satisfacía tanto como para convertirse en su reina.

Cierto día llegó una mendiga al palacio de este rey y con mucha lucha consiguió una audiencia.

"No tengo nada material que ofrecerte; solo puedo darte el gran amor que siento por ti" le dijo al rey "puedo hacer algo para demostrarte ese amor".

Esto despertó la curiosidad del rey, quien le pidió que le dijera que sería eso que podía hacer."Pasaré 100 días en tu balcón, sin comer ni beber nada, expuesta a la lluvia, al sereno, al sol y al frío de la noche. Si puedo soportar estos 100 días, entonces me convertirás en tu esposa".

El rey, sorprendido más que conmovido, aceptó el reto. Le dijo "acepto". Si una mujer puede hacer todo esto por mí, es digna de ser mi esposa". Dicho esto, la mujer empezó su sacrificio.

Empezaron a pasar los días y la mujer valientemente soportaba las peores tempestades... muchas veces sentía que desfallecía del hambre y el frío, pero la alentaba imaginarse finalmente al lado de su gran amor. De vez en cuando el rey asomaba la cara desde la comodidad de su habitación para verla y le hacía señas de aliento con el pulgar.

Así fue pasando el tiempo... 20 días...50... la gente del reino estaba feliz, pues pensaban "por fin tendremos una reina!!"... 90 días... y el rey continuaba asomando su cabeza de vez el cuando para ver los progresos de la mujer. "esta mujer es increíble" pensaba para si mismo y volvía a darle alientos con señas.

Al fin llegó el día 99 y todo el pueblo empezó a reunirse en las afueras del palacio para ver el momento en que aquélla mendiga se convertiría en esposa del rey. Fueron contando las horas... a las 12 de la noche de ese día tendrían reina!! ... la pobre mujer estaba muy desmejorada; había enflaquecido mucho y contraído enfermedades.

Entonces sucedió que: a las 11:00 de la noche de aquél día 99, faltando a penas una hora para que llegara el día 100, la valiente mujer se rindió... y decidió retirarse de aquel palacio. Dio una triste mirada al sorprendido rey y sin decir ni media palabra se marchó.

La gente estaba conmocionada!! Nadie podía entender por qué aquella valiente mujer se había rendido faltando tan solo 1 hora para ver sus sueños convertirse en realidad!! Había soportado tanto!!

Al llegar a su casa, su padre se había enterado ya de lo ocurrido. Le preguntó: "por qué te rendiste a tan solo instantes de ser la reina?" y ante su asombro ella respondió: "Estuve 99 días y 23 horas en su balcón, soportando todo tipo de calamidades y no fue capaz de liberarme de ese sacrificio. Me veía padecer y solo me alentaba a continuar, sin mostrar siquiera un poco de piedad ante mi sufrimiento. Esperé todo este tiempo un atisbo de bondad y consideración que nunca llegaron.

Entonces entendí que: una persona tan egoísta, desconsiderada y ciega, que solo piensa en sí misma, no merece mi amor.

Moraleja

Cuando ames a alguien y sientas que para mantener a esa persona a tu lado tienes que sufrir, sacrificar tu esencia y hasta rogar... aunque te duela, retírate. Y no tanto porque las cosas se tornen difíciles, sino porque quien no te haga sentir valorado(a), quien no sea capaz de dar lo mismo que tu, quien no pueda establecer el mismo compromiso, la misma entrega... simplemente NO TE MERECE

viernes, 10 de junio de 2011

¿Identificación o un instrumento para la democracia?

Texto publicado en http://todos.estanreprobados.com/ el 9 de junio de 2011



Desde los 18 años, más por obligación que por convencimiento, los jóvenes mexicanos son bombardeados con publicidad e información, sobre los beneficios de tramitar su credencial de elector. Uno de los puntos para convencerlos es la maravillosa característica de servir como único documento oficial de identificación mexicana universal.


Recientemente he pensado mucho que en esta parte, instituciones y gobierno, han sido muy irresponsables, especialmente al promoverla. Sí, es bueno tener un documento de identificación oficial, pero en el propósito y función que tiene la credencial del IFE, las invitaciones se quedan cortas. Nadie les enseña a estos muchachos, recién integrados al grupo de la mayoría de edad, que este documento, así como da beneficios, genera una serie de responsabilidades y compromisos sociales, que se deben tomar muy en serio.

El año pasado que extravié mi credencial de elector, me pedían más papeles que cuando tramitas un crédito hipotecario. Dos testigos con credencial de elector, su acta de nacimiento, una credencial con fotografía mía, mi acta de nacimiento, y no recuerdo qué más… no puedo decirles lo chocante que resultó el trámite.

Cuando pregunté el por qué de tanto papeleo, me dijeron que se debía a que, en el sector, habían encontrado a una señora que tenía 10 IFEs, sí, la misma persona con 10 credenciales diferentes. Para qué querría doña zutanita todos esos documentos… ¿Me ayudan a sospechar juntos? Votos, despensas, favores… ¡Y síganle por favor!

Después de esto, no fui capaz de molestarme con el funcionario, no puedes cuando las personas gandallas, irresponsables, mala sangre… y no sé qué más calificativos adjudicar a quienes, desde luego, dediqué mi infinita molestia, pues, lejos de usar la IFE como herramienta de identificación y compromiso democrático, la usan para lucrar con ellas, ¡persiguiendo un beneficio extraordinario y demostrar que son enormemente despreciables!

Como joven, sólo ves el beneficio de tener una identificación, y tardas un rato en que los asuntos políticos te interesen lo suficiente, para que le des el valor que se merece; y ni hablar de la responsabilidad de asumir el compromiso que adquieres al tramitarla.

Por eso hoy pregunto, a ti ¿Cuánto te interesa la credencial de elector?

Nos quejamos que los diputados esto, que el país lo otro, que el secretario de hacienda ya dijo una barbaridad, ¿Y tú qué importancia le das a tu IFE? ¿Te ocupas de promover su uso real, le enseñas a tus hijos a ser responsables con ella?

Si queremos que las cosas empiecen a cambiar, si queremos hacer de los políticos mexicanos, seres humanos responsables con sus compromisos, empecemos nosotros, abrazando los nuestros y cumpliendo cabalmente con ellos.

Por lo demás #TodosEstanReprobados

domingo, 5 de junio de 2011

Una campaña de conciencia ciudadana

Texto publicado en http://todos.estanreprobados.com/ el 3 de junio de 2011

Todos sabemos que las campañas de los candidatos a puestos de elección popular, son un show. Los histriones más notables, se pueden encontrar en una tarima de un mitin en campaña electoral, atascados de demagogia, sin un plan concienzudo, concreto, con base en egresos/ingresos, y de dónde van a salir los recursos para sus promesas de campaña, y qué se piensa hacer para cubrir las necesidades extraordinarias de una entidad.

Estas campañas se hicieron para convencer a los votantes, y ningún candidato se ha tomado la molestia de ser, en primer lugar el mejor candidato, preparado y consciente que investigue las necesidades reales de cualquier votante, y le proponga planes concretos, reales. –Lo que les facilitaría el cumplimiento de sus promesas–.

El despliegue de recursos humanos, económicos y sociales, da para regalitos, detallitos y chacharas que nadie necesita, son pagados con los impuestos de los que trabajamos y crean la sensación de me debes tu voto. Hasta aquí, podríamos decir que eso es lo clásico, sin embargo qué sucede cuando se pretende amagar al votante con una despensa electorera.

¡Despensas que salen del presupuesto, en el que se chantajea a madres solteras y personas de la tercera edad!

De verdad un candidato cree que dando un placebo temporal, para obtener la ilusión de que les importamos, con ello compran la conciencia de quienes la reciben, no sabemos ya, como son ellos. Y ahora se atreven a hacerte firmar un formato con nombre, dirección y teléfono, prometiéndole un voto al candidato.

Sólo puedo decir ¡NO!

A todos los que alguna vez se vieron comprometidos con este tipo de acciones, y a quienes les llegarán de esa manera, así los tengan con huellas dactilares y grabaciones de promesa de voto, por haber recibido una despensa, les recuerdo que su voto es LIBRE, SECRETO y NADIE puede presionarles para absolutamente nada.

¿Qué nos pueden hacer? ¡Nada! ¿Qué les podemos hacer nosotros? Mucho, comenzando por denunciarlos. Todas estas despensas están comprometidas hasta julio, para eso les alcanza el presupuesto, y después Si te vi no me acuerdo.

Que las madres solteras y adultos mayores ya se convirtieron en rehenes de los partidos políticos, sí. Que dan ayudas, despensas y apoyos, sí. Pero no es de su bolsa.

Y esté el partido que esté, votes nulo, votes por quien votes, ese dinero siempre va a estar ahí. No es por un candidato que el mexicano paga impuestos, es por obligación, y ellos, por obligación, deben servir.

A mi denme certidumbre, seguridad, empleo, progreso y prosperidad, no una despensa con productos de pésima calidad que no sirve para nada cuando, al salir a la calle no puedo caminar ni vivir en paz.

Ahora primero me cumplen y luego les doy lo que tanto les interesa, sólo cada trienio y sexenio. Y como nadie ha sido capaz de dar lo que los ciudadanos necesitamos, mi voto pensado, no lo merece nadie.

lunes, 30 de mayo de 2011

¿El principio del final?

Ultimamente no sé muy bien cómo sentirme, sé que tienes razón en algunas cosas, pero en otras no. Cómo explicar lo que siento, cuando todo lo que me has dicho en hechos es nada, y lo que has prometido se resume en quizás.
¿Qué me pongo?, ya tengo que arreglarme hay que irnos a la fiesta a las seis. Dios mío, por qué me siento así, por qué hoy?


Y me dices posesiva, seis meses sin verte y ahora soy posesiva. Aguantándote tu frase “Hay más tiempo que vida” Quisiera preguntarte ¿cómo lo sabes, cómo sabes que hoy alguno de los dos vivirá o morirá?.
¡Los zapatos, caray!, supongo que los blancos, quedan bien, el taconcito esta cómodo, están lindos. Si.


No me explico por qué, lo que hago, lo que digo y lo que siento por ti, no ha sido suficiente para que ese “ninguna distancia será mucha para verte” y el “Soy tan real como lo que ven tus ojos” dejen de ser palabras.
Hoy me pondré ropa interior, como si lo fuera a ver… ¿me pondré lo que me compré para él? ¡Sí! Después de todo, no creo que nadie me haga caso en la fiesta, pero me voy a sentir muy sexy con esto.


Por qué, no puedo entender por qué, habiéndote sorprendido tanto, cuando me empezaste a conocer… la sorpresa no ha dado, para que me regales tiempo.
Tocan el timbre, ya llegaron, y es hora de irse a divertir.


Y si, a veces te escribo mensajes, que termino borrando, porque… no sé por qué. Marco hasta el último número de tu celular y cuelgo sin hacer la llamada, porque no te quiero interrumpir. ¡Aunque muero por que tú me interrumpas cuando quieras!
Bueno, al menos hay dos tres personas que sí conozco, está mi comadre Alejandra, y… ¡y quién es ese chico!


Eres mi primer pensamiento cuando amanece, y el último pensamiento al dormir.
Ojalá me sacara a bailar, pero no creo, con esta suer… —¿Quieres bailar?—, —¡Claro!—.


¿Qué estarás haciendo?
Comenzamos a bailar, a reír, entre platicar y seguir bailando —Vente, vamos al jardín—, como zombi, entre mis pensamientos y su mirada sólo dije —Sí—.


Me pides libertad, y te la doy, nunca te he exigido nada; te acepté así, tal cual, sin importar nada más.
—¡Ya bailamos, reímos y no sé cómo te llamas?—

— ¡Patricia y tú?—

—Germán. Mucho gusto Patty.-


Sólo quiero ser esa parte en tu vida en donde no tengas que preocuparte por nada más que por ser quien eres.
—¿Quieres tomar algo?—

—Un poco de refresco, vamos… —

—No te preocupes, dame 5 minutos y ahorita lo traigo. —


Por qué tengo que pensar en ti, debo estar mal para estar en este momento, con este chico, y ¡tú en mi mente! Carajo, este muchacho al menos se atrevió a sacarme a bailar y tu… tú y tu estúpida frase “Hay más tiempo que vida”. Ojalá y …
—Ves no me tardé.—

—Gracias.—


Por esta noche vete y déjame en paz. Esta es mi vida, y así como tú no me quieres en tu vida, este momento es sólo mío.
—¿Quieres caminar un poco?—

—Claro, me va a ayudar un poco a despejarme.—

—Con quien vienes.—

—Con mi hermano y sus amigos.—

—Y … sales con alguien, eres casada…—

Interrumpí bruscamente sus palabras para decir: —¡No! Tengo un hijo de 6 años, pero no salgo con nadie, ni tengo nada con nadie, ¿y tú? —.

—Tampoco, y… ¿cómo se llama tu hijo?—

—Gabriel.—


No recuerdo bien como fue, sólo recuerdo que cuando reaccioné estaba entre sus brazos, recibiendo un beso como los que nunca me había dado nadie. El tiempo pasó entre sus besos, sus manos y mi cuerpo recargado en aquél árbol, buscando sus labios, tocando su cabello, sintiendo…

—¿Quieres ir al Bar?—

—Sí, sólo le aviso a mi hermano y le marco a mi mamá para avisar, dame un momento.—

—Ok, en 5 minutos te veo en la entrada del salón.—


Vuelves a aparecer en mi mente, y si fueras tu en lugar de él. Qué pasaría si…
—Listo, ya me despedí y ya avisé.—


Nos subimos a su auto y la primera nota que suena en el stereo es The more you live, The more you love de Flock of Seagulls ¡Nada puede salir mal con esta rola!


—¡Te gusta esa canción verdad?—

—Si, es mágica.—

—¿Mágica? —

—Sí, nada puede salir mal a partir de ahora.—

Que hermosa risa, y los besos no pudieron esperar.


En el trayecto éramos como dos amigos de hace años, poniéndonos al corriente de toda nuestra vida, esperando encontrar señales que en cualquier momento iban a convertirnos en cómplices y amantes. Siguiendo el camino al bar, entre éste y nosotros se interpuso una Villa, nos vimos y ni él, ni yo dijimos palabras, pero entendimos todo.


Entramos y recordé que tenía puesta la ropa que me había comprado para ti, no para él.
Y entonces sentí sus manos en mi cintura, se estremeció mi cuerpo, nos besamos, recorriendo la habitación, dejando la ropa hasta que él descubrió ese par de piezas de ropa que había elegido para ti. Se detuvo un momento, y puso el CD que traía en su auto, buscó la canción en la que se había quedado al bajarnos y comenzó a tocar The Chaffeur de Duran Duran.


Vaya coincidencia, es como si él hubiera visto que en mi mente esta rola, era la que yo te iba a poner cuando nos viéramos, era como si lo que había planeado contigo, sucediera sin ti.
Nos vimos y entre abrazos, me desprendió de la poca ropa que me separaba de su piel y yo le quité la ropa que me separaba de él, y del CD irrumpió estrepitosamente Wish you were here de Pink Floyd.


Voy a llorar, quiero correr, tu recuerdo aquí, pero tu ausente, y el aquí, y mi mente contigo. ¡Podría ser más cruel? Pero con sus caricias fue borrando tu recuerdo y las ganas de que estuvieras ahí.
Con sus labios en mis labios, con sus manos en mis piernas, y con tantos besos la noche se perdió, y yo en él. La cama, el sillón, la regadera, el jacuzzi, la ropa y ese aire que nos encerraba, nos obligaba a sentir, a vivir.

Y este corazón en coma, resucitó. Este cuerpo helado, revivió. Mi alma encerrada, se liberó. Amaneció a las 9 de la mañana, el sol pegaba en la habitación y vestidos con el deseo de la noche, desayunamos en el pequeño comedor de la habitación.

Entre susurros me preguntó si quería pasar el domingo con él. Simplemente dije: ¡Si!

lunes, 16 de mayo de 2011

¿Quién merece gobernar, quién la silla presidencial?

Durante muchos años se ha dicho que urge una reforma electoral, que la ciudadanía está harta de elegir al candidato menos malo, que prometen y no cumplen, que ya se firman compromisos ante notario, que todo se arregla bajo el agua, que las reparticiones políticas encuentran lugar en grandes bacanales y una sarta de estupideces, con las que la mayoría de los ciudadanos ya encontramos el tope.

La situación empeora cuando nos vamos enterando que la ridiculez del Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), es un fusil del candidato Raúl Alfonsín en Argentina, y que en su sitio de registro, no aparecen objetivos, planes, metas a corto y largo plazo, y un largo etcétera. Quién confiará ciegamente sus datos a un proyecto que, de entrada, no es transparente.

Y hago una pequeña pausa para reflexionar: todos los inocentes que se registran, le dan a Andrés Manuel López Obrador, todos sus datos, y muchos de ellos fueron enemigos acérrimos del RENAUT… y ahora éste, pide todos sus datos… pide un voto de confianza ciego completamente. ¿Para qué? Para poder lucrar tiempo después con sus datos, ¿Cuánto valdrá una base de datos del público cautivo y manipulable de AMLO, para efectos de publicidad, o para causas sociales, o para actos vandálicos… la imaginación es prolífica, verdad?

Retomo mi tema principal y, no puedo más que decir que cala hondo ver el cinismo de los políticos “de representación popular” —que no lo son— , la incapacidad a todos los niveles de gobierno, legislaciones y seguridad, provocando linchamientos de asaltantes y rateros, incertidumbre, desconfianza, corrupción, injusticia… por mencionar algunos.

Hoy la situación ya no da para más, y se nos vuelve a presentar un ramillete de candidatos ya conocidos, por su alta rotación en puestos políticos, cargos públicos y puestos de elección popular, falta nada para poner pies en 2012, un par de meses para elegir en el Estado de México, y la verdad, de nada a eso, nada es mejor.

Preocupante, angustiante, desesperante; si, a nada de ganas de agarrar mi boleta y tacharla en negro, con un gran marcador indeleble, negro fosforescente. ¡Imagínense como estamos, para pensar en un color imposible!

Se habla de votos de castigo, las alianzas ya no dieron para más, y votar por candidatos que rayan en lo ridículo, en violaciones a la ley, construyendo castillos en el aire, sin una propuesta real que le arranquen a todos los ciudadanos las ganas de ir a votar por ellos.

¡Por qué, por qué sucede esto? Porque en México no es requisito, para tomar posesión de un puesto de elección popular, que el candidato ganador, lo sea en base al total del registro nacional de electores, y no al total de votos, para ser en verdad, un gobernante electo por el pueblo.

¿A qué voy? A que no se le debería permitir a ningún candidato ser ganador de una elección, si la elección no tiene un mínimo de participación ciudadana (Un 80% para mi, sería bueno y todo un reto para estos mediocres), para entonces validar que realmente están siendo favorecido por el pueblo.

Pero ¿Dónde está el IFE, dónde los intereses y el bien común de la ciudadanía? Me atrevo a contestar que, perdidos en algún lugar muy cercano a la chingada, y en el eterno desinterés de la clase política mexicana por sus gobernados.

Quiero, deseo ver qué candidato tiene la capacidad de convocar a una elección con esa participación, pues no es justo que en una población donde viven un millón de personas, el gobernante haya sido electo por cincuenta mil personas. Simplemente no es lógico y eso apunta a que 950,000 personas no encuentran agrado en que esa persona, obtenga recursos de gobierno, impuestos de los que sí trabajan y beneficiar así a un puñadito de personas que nadie conoce.

Y con la autoridad y responsabilidad de un presidente, ¡menos puede sentarse con una participación ridícula, en la que el abstencionismo rebase el 40%, los votos nulos lleguen al 6% y elegir al menos peor tenga 20% o menos en votos!

Y sí, quizá sea un sueño guajiro, pero espero un día ver, que se le ponen más requisitos a los candidatos para esos puestos de elección popular, que sólo ser ¡los menos pendejos!

lunes, 9 de mayo de 2011

Y después de la marcha… ¿Qué?

¡Lo único que se requiere para este país son cambios de actitud no faroles sin luz!


La eterna pregunta después de una marcha como la que inició el 5 de mayo de 2011 en Cuernavaca, Morelos. Y después de la Marcha Nacional por la Paz ¿Qué?

Es una desgracias que personas cobardes, agresores y grupos de choque se hayan “Unido” —El término apropiado es PEGADO— a una marcha que quizá, nació con un fin noble, o al menos, quien ha estado en una situación de violencia criminal, la abrazaron como una forma de ser escuchados, de alzar la voz.

Yo me pregunto, cuántos de los que participaron en esa marcha. Realmente han hecho algo por evitar, cambiar, o modificar lo que sucede en el país. Cuántos de ellos, empresarios, políticos y personas con poder de decisión, o patrones en el ámbito laboral, no pagan lo justo, evitan pagar impuestos, o sencillamente, no escuchan, ni hablan, ni apoyan y menos, se interesan por lo que tienen que decirles sus hijos.

¡NO marchen, ACTÚEN, actuar para dejar de lado la mediocridad, la cobardía!

Pero del plato a la boca se cae la sopa.

Ojalá la marcha le hubiese regresado la vida a mi amigo, baleado en su negocio. Ojalá la marcha de ayer, hubiese terminado con los malditos gandallas, que se hacen pasar por “La Familia” y extorsionan a los empresarios de diversos Estados.

Personalmente, leer la carta del EZLN, las pronunciamientos del SME, EPR, etcétera; fueron un insulto a la inteligencia y me pregunto, ¿Nos creerán idiotas? ¿O creen que ya se nos olvidó su historia de violencia, de daño a las Instituciones, al comercio, a la historia y a la educación? Eso que han hecho, todo lo que hicieron, toda su historia ¡No es, ni tiene Paz!

Un ejército de paz…
… actúa, no marcha, se la rifa en el campo de batalla, educando.
… no se rinde ante amenazas, ni deshonra a sus muertos, pidiéndole perdón a los criminales que los mataron!
… cuida, enseña y convive con SUS hijos!
… ama a sus hijos, no les da todo lo que pidan para compensar ausencias.
… son las madres que están atentas a todo lo que requieren sus hijos. Y saben, cuando algo no está bien!
… no huye cuando quieren violar a una chica, enfrenta a los cobardes, a los agresores y no se hacen los que la virgen les habla.
… NO permite que vándalos que han quemado autos, golpeado gente y violentado la PAZ del DF se metan a sus filas.
… no deja que el lodo político entre a sus filas
… no exige renuncias de servidores públicos. Los hace renunciar con el poder que tiene y congruencia de acción y pensamiento.
… no se deja mangonear por sus victimarios!
… rescata, ayuda, apoya y recupera lo que el miedo les ha quitado!
… no deja que, mientras marchan en una caravana que irá a la nada, los criminales sigan matando y dañando!
… no permite a políticos corruptos que esconden narcos, criminales y prófugos de la justicia en el recinto que debiera ser modelo de honor y servicio, como la cámara de diputados.
… ejercen sus derechos y cumplen cabalmente con sus obligaciones.
… es de PAZ no de MIEDO.

Un ejército de paz es eso, conciencia, trabajo, poder, voluntad y amor por su país.

Por todo lo anterior, ni el país va a cambiar, ni la ciudadanía madurar mientras los que participan en marchas, protestas y con pancartas, no lo hagan con acciones y educación en el día a día. Y la indiferencia de los gobernantes terminará, cuando la apatía de los ciudadanos llegue a su fin.

Cambiar, renovarse o morir. ¿Estás dispuesto, querido lector, a dejar y ver morir a México? Yo no.

sábado, 30 de abril de 2011

Tu... en mis sueños

Justo como está esta tarde, me imagino una estancia hermosa, muebles color Ivory, una chimenea y la lluvia pegando en un ventanal enorme. El atardecer lluvioso, dando paso a la noche, y como pequeñas luciérnagas permanentes, el horizonte se llena de luz.

Los dos en un sitio que guarda un secreto que nadie más puede saber. Yo, codificando el aroma de tu piel, descifrando el sabor de tu cuerpo. Tú, tratando de entender por qué no llegué a tu vida antes. Yo buscando tu mirada. Y las velas iluminan el espacio existente entre tu y yo.

Una larga charla, dos copas y una botella de Möet. Algo empiezas a decirme y pierdo la conversación al mirar tu boca. Te das cuenta, algo me preguntas, balbuceo y me acerco a ti. Y encuentro el dulce sabor de tu boca otra vez. Tan exquisito, tan único.

El calor de tus brazos de nuevo en mi, tus manos buscando mi cintura, mis manos buscando tu espalda, tus piernas enredadas en las mías.

Y así podría estar para siempre en ese mundo en el que, sólo somos tu y yo, donde no necesito promesas, donde sólo necesitamos estar juntos. Y ver la noche pasar, mientras pasa tu piel sobre la mía, sintiendo tus caricias, disfrutando cada momento. Besándote... amándote.

Cada noche contigo, se escribe una historia, se baila una danza nueva de amor, tu mundo no existe, el mío tampoco. Nuestro mundo y nada más.

Amanece y estás dormido. Tus besos siguen sobre mi cuerpo. El sol pega en la ventana, me despierto y no estás aqui... fuiste sólo un sueño.

miércoles, 27 de abril de 2011

¿Por qué el Diseño Gráfico es una Ciencia?

Porque a través de la observación resuelve problemas, utilizando medios artísticos, organizando la información y creando un espacio que haga pertenecer al mensaje; de esta manera se cumple la respuesta a una necesidad de comunicación.

Por otra parte, si los problemas que se le presentan a un diseñador lo llevan a plantear teorías de manejo de información, creación de soluciones específicas y razonamientos lógicos, oportunos y constantes, entonces estamos presenciando una evolución en el individuo y en la sociedad.

Y por último si el diseñador abstrae una parte de la realidad para transformarla en un signo y/o símbolo socialmente reconocible, adaptable, memorable y trascendente en un lapso de tiempo, entonces tenemos que la persona que se encarga del proceso creativo, de la elaboración de una teoría gráfica y de la solución de un problema de comunicación gráfica, está facultada para el desarrollo cotidiano de una ciencia.

Por lo anterior se concluye que el Diseño Gráfico ¡Es una Ciencia!

sábado, 2 de abril de 2011

Bien, bien cabrona!

Amigas, el mundo es de las cabronas.

Me acabo de enterar... estaba ahí.

De nada te sirve ser bonita, linda, agradable, que te quieran... como tampoco ser fea, neurótica, pendeja, rubia, morena, peliroja. Niñas, como le dije a mi amiga Chío... ELLOS QUIEREN A LAS HIJAS DE LA CHINGADA! Neta, piensenle, cuándo fué la última vez que le dijeron a un hombre que lo amaban y él correspondió.

¡Patean a las que los aman, pero adoran a las que los hacen caca!

De nada te sirve ser noble, ni ser amiga, los detalles son basura para ellos... ellos se acuerdan de las cabronas... no pueden vivir sin ellas. Tu les abres el corazón, la blusa, las piernas... y ellos, te evaluan, te ponen barreras, te rechazan.

En tu casa si eres noble... te traen de gata. Te pegan, te insultan. Y tambien algunos hombres hacen esto... a las cabronas, nadie les pega. nadie se mete con ellas.

Y sólo pienso en el shock que me implicará cambiar el estilo... si, tengo que bajar de peso... bonita, cabrona, hija de la chingada, aprendiendo a usarlos como kleenex. Si... pues sólo eres un faje o un free en espera de suceder. Una mujer es desechable... una hermana, una hija.

Una cabrona jamás lo será.

Fijense: si eres cabrona ya no eres víctima, los demás sufren, te sales con la tuya, vas por la vida llena de éxito, llamando la atención, no te deprimes... hay muchos weyes... perdón, hombres esperando por tí a la vuelta de la esquina. No vas a dar lástimas, todos querrán estar contigo.

El regalo de una niña como lo he sido yo, no les importa. No importa el significado, las nalgas de una cabrona y sus senos... los vuelven locos. Nunca te vas a quedar sin trabajo si eres cabrona. Jamás sin una cita, irás a los mejores lugares.

No se ustedes... pendeja no soy... cabrona nunca he sido... ¡Es hora de serlo!

Memorias del amor de mi vida

Hace muchos años, me enamoré de un gran ser humano, han pasado muchas cosas desde entonces, su vida y mi vida, han tenido de todo, menos coincidencias constantes. Sin embargo cada vez que lo veo, el sentimiento sigue siendo el mismo, ignoro si el sintió alguna vez algo por mi, pero se que ahora yo estoy en un lugar diferente, y el, completamente inalcanzable.

En este escrito, que encontré en mi cuenta de hi5 -la cual estoy cerrando ya-, lo escribí el día que nos reencontramos después de 7 años sin vernos, un 17 de marzo de 2009 (el número siete es recurrente en mi vida) y hoy lo comparto con ustedes.

Ayer te vi… Y recordé al ver tus ojos, el mismo sentimiento de hace años, qué pasó, qué fue, no lo sé, no lo quiero saber, tengo miedo de sentir, de saber y de preguntar. Pero un instante mágico en el que a través de tus ojos vi mi futuro, vi mi corazón, reconstruí mi vida, volvió a latir mi corazón… y renací, eso lo sentí, lo sintió mi alma y perdí la noción de mi realidad.

Y al despedirme de ti, al caminar, al ir paso a paso dejándote atrás, me falto el aire, sentí que no podía ni caminar, me dolió el pecho, quería hablar más contigo, verte, sentirte y un dolor agudo entre mi brazo y mi pecho me hizo reaccionar… encendí un cigarro… ya lo había dejado… y cómo paso, quiero recordar cada segundo de los minutos que te vi.

Cuando me diste un abrazo, fue como si un ángel me devolviera lo que perdí en los últimos años, fue trazar un lazo invisible en el que mi mente volvía a decirme que no puedo apagar mi corazón y lo que siento por ti seguirá siendo parte de mi por siempre; vivirás en ese pedacito de mi corazón que es tuyo. Y ese lazo que me mantiene viva y me mantiene sana, se reconstruyó en un momento. Quizá nunca sabrás que el amor que me has dado sin saberlo, y sin quererlo, es mi milagro; para atrás nunca veré, para adelante siempre y sé que siempre estarás conmigo.

martes, 1 de marzo de 2011

México egoísta

Desde hace ya tiempo he notado una característica muy mexicana, me atrevería a colocarla en el defecto más grande que tenemos como mexicanos, a últimas fechas agudizado, y es el egoísmo, la gran falla del: “Sólo yo puedo, sólo yo tengo, sólo yo cuento, sólo yo… —Y agregue aquí, querido lector, lo que usted guste, en el ámbito que se imagine, con las personas que quiera— y para quien escribe estas líneas, es especialmente notorio en la política (negocio) de México; ya que sólo un político cree que puede solucionar él sólo con su partido político todos los grandes e innumerables problemas que tiene nuestro país.

Esta característica me asusta, por todas las implicaciones que tiene, en virtud de que un país, no es un partido, no tiene sólo una corriente de pensamiento, y particularmente México, es tan diverso como su gente, su cultura, sus tradiciones, la artesanía, las festividades y sus ritos. Uno de los países más ricos del mundo, que ha sido saqueado desde hace más de 500 años, y aún tiene para seguir produciendo todavía más. Aunque sinceramente, algunas ocasiones no creo que pueda dar más.

A los mexicanos lo que nos pierde es ese maldito “Sólo yo valgo, soy autoridad… etc.” y en este país, con las particularidades que describí y todos sabemos que existen, no queda otra más que trabajar en equipo y olvidarnos del egocentrismo que ha perdido la grandeza mexicana.

Este país merece un esfuerzo mucho más notorio y contundente por parte de la “hipotética” clase política mexicana, la cual, no ha servido para otra cosa más que para joder a todo a aquél que ha vivido, y vive, en Aztlán; volviendo sus posiciones un centro de negocios, dónde el resentido social demuestra una gran falta de cultura, de amor a la patria y conocimiento, incluso, de las leyes que nos rigen; y entonces se vuelve millonario, déspota, desatinando cada paso por la falta tan grande de conocimiento y profesionalización. Donde el ego le manda más que lo que se debe hacer.

En países con mejores gobiernos, primero eres poderoso, persona culta, de dinero y luego entras a los círculos de la política y el poder. En México, primero tienes que ser político, para intentar ser lo demás, y en ese trance, se pierden en los vicios de la corrupción con más facilidad que una persona instruida.

Hace poco leí una frase que decía “Sin poder, no llega la responsabilidad” Yo a esta fallida y absurda frase la corregiría en este sentido: “Quien no conoce la responsabilidad, no debe conocer el poder, el poder sin responsabilidad vuelve a las personas mezquinas y las envilece”. Y un político responsable, puede manejar con cordura el poder, y sabe que el “Sólo yo” nos cuesta mucho y tiene consecuencias nefastas.

¿Por qué digo que el egoísmo político nos cuesta mucho? Porque en ese afán de ser los únicos, de cada quien imponerse a los demás, de no tener la capacidad de conciliar y negociar, existen más de siete partidos políticos en México, y cada uno de esos partidos quiere “salvar” a México de los otros partidos. Cuando México sólo requiere ser salvado de tanta mediocridad política.

Así pues, cada uno de estos múltiples partidos, recibe un gran presupuesto, y gastan millones y millones de pesos, sangrando la economía nacional, contaminando el ambiente, e invadiendo espacios en los medios con sus campañas, debates para ver quién es el menos incapaz y saturando las calles con personajes que nadie, o muy pocos conocemos.

El “Sólo yo” también genera una confusión innecesaria, a veces absurda del electorado. Tantos partidos, tantas caras, tanta basura, tanta información, es imposible que uno pueda decidir con tantas opciones, en un país con una democracia en pañales, y siendo tan inmadura que, ahora, hasta tenemos que votar por alianzas, para que nadie pierda sus millones y a nosotros nos sigan viendo la cara.

Si hay dos corrientes –izquierda y derecha- un político debe tener la habilidad y capacidad de unirse a un equipo de trabajo y aportar, para crecer. Mientras el egoísmo y la falta de voluntad predominen en la política mexicana, la cual no ha sido política sino negocio de gandallas. Todo será pan con lo mismo.

Pregunto ¿No es mejor, tener sólo dos fuerzas principales, donde se aprenda a trabajar en equipo, que siete que sólo han dividido y ni una representa, ni trabaja para la realidad que vive México?

Comprendo que alguien me cuestione por una candidatura ciudadana. Es válida y sí es necesaria, cuando el sistema es lo suficientemente maduro y respetuoso, de cualquier otra forma, la única forma de que sobreviva un candidato ciudadano, es ser apoyado por una fuerza política; o se puede pensar en una tercera fuerza política ciudadana, pero con las mismas facultades, derechos y obligaciones que las otras dos opciones.

Ojalá, al final de este camino, todos entendamos que debemos exigir cambios, no paliativos, no placebos. Se requiere un cambio, y debe de surgir de la sociedad, olvidarnos de una vez y para siempre del egoísmo mortal que nos caracteriza. Si seguimos así, los ególatras políticos mexicanos, jamás van a hacer nada por México, porque no tienen la capacidad de trabajar en equipo. Y como sociedad, no somos capaces de unirnos para darles batalla, para cuestionarlos, para hacerlos que desquiten el sueldo que les pagamos.

Me imagino, sueño a un México en el que sólo dos partidos políticos, quizá tres, sean suficientes, y los recursos que dejen de ocuparse en la competencia de egos y partidos, sean destinados para resolver problemas mayores, tales como que todo mexicano sepa leer y escribir, producir en México lo que consuma su gente, impulsar el turismo y olvidarnos del petróleo.

Quizá, sólo lo imagino… quizá, puede hacerse realidad.

miércoles, 9 de febrero de 2011

Legislar: ¿Una labor responsable o un circo?

Hace poco, pensaba en cómo hacer para que a legisladores que no permiten trabajar a otros legisladores, tuvieran un castigo ejemplar, y a casi una semana de que inició el circo, particular desde luego, de Gerardo Fernández Noroña, tengo una idea más clara.

A personajes como Noroña y Dicostanzo debería de declarárseles "Traidores a la patria"; a todo aquél servidor público, senador o diputado que se atreva a suspender, interrumpir o bloquear el trabajo legislativo y de asuntos prioritarios para el país, también. De Igual manera, provocar pleitos y divisiones, que México NO necesita en estos momentos, debería tener una pena ejemplar, y creo yo, perder su “Curul” sería un buen comienzo.

Por otra parte quisiera crear una comisión ciudadana, para que supervise el trabajo a estos señores, a quienes contratamos, sí contratamos, no votamos por ellos, en virtud de que hacen lo que les de la regalada gana y no tienen a nadie que les autorice o no las “idioteces” que se les ocurren. En breve, se mandan solos, y se revientan el presupuesto en inventar comisiones que les permitan viajar... ya estuvo bueno que se gasten nuestros impuestos en tanta estupidez.

Y regresándome al viernes pasado, realmente es lamentable que un grupo de legisladores con una lona, con (des)información, detuviera la aprobación de la Ley Contra Trata de Personas, y justo, este mismo grupo de diputados, votó en contra cuando se aprobó la Ley Antisecuestro. No soy investigadora, ni voy a descubrir el hilo negro, pero sinceramente, en mi humilde opinión y lo que alcanzo a ver, estos legisladores trabajan para criminales.

Y para colmo, cuando confronté a Mario Dicostanzo, me dijo que interrumpieron esa sesión y la aprobación de esa ley por ser “Un Reglamento Espurio”. Hago una pausa muy larga, cruda y pregunto. ¿La trata de personas entonces es un crimen, o una actividad productiva que protege el PT y le genera recursos? Y no, no estoy exagerando, no es una hipérbole, no es una metáfora. Tengo que preguntarlo porque, es demasiada coincidencia, que en los temas relacionados con crimen, con daños profundos a la sociedad, Noroña aparece con su circo y sus payasitos anexados.

¿Estos tipos trabajan para protegernos, o para jodernos? Y lo digo porque un condómino puede ir a la cárcel por no pagar una cuota de mantenimiento. Y un legislador que no trabaja, o trabaja para unos cuantos, en el mejor de los casos, o para criminales ¿Nada?, el fuero es para burlarse de nosotros, no sirve para nada más.

Todos, debiéramos recordarles a los legisladores, que su trabajo legislativo –valga la redundancia-, del cual dependen la seguridad y vidas de ciudadanos mexicanos, no debe de ser algo para mofarse, y el recinto en el que deben de aprobarse, no debe parecerse a un circo, ni el patio de juegos de personas que toman de manera poco seria legislar para los mexicanos. Un trabajo se respeta, se honra y se cumple cabalmente, si no, con mucha razón quien caiga en faltas, debiera, merecidamente ir a prisión mínimo, yo con gusto los destierro para siempre de este país que no merece a semejantes lacras.

Y no se ustedes, pero yo estoy muy enojada con lo que ha estado sucediendo en México, particularmente en las esferas políticas y de gobierno, ya que, mientras nosotros estamos pagando la manutención de tanto haragán que se ostenta como: diputado, senador, gobernador, secretario de estado, etc., existen ciudadanos mexicanos que quieren todo gratis. Y un grupo más está robando y matando como si fuera manda, traficando, criminalizando y nadie, nadie nos protege. Todos peleando contra todos, y nadie mira para donde nace el gran problema de este país.

Grupos que quieren todo gratuito, que critican todo, pero no hace nada por conjuntar esfuerzos, sino dividir, actuando al amparo de los políticos que interrumpen las sesiones en el Congreso, haciendo lo propio para dañar aún más a los mexicanos. Y ellos son los que disfrutan y se regodean en llamar a Calderón espurio, y ellos son unos haraganes, gandallas y mantenidazos de primera.

Fastidia oír quejas en contra de un diputado que tiene fuero... y no hacer nada, "No le digas nada porque te pueden hacer algo". Si entras incorruptible a las esferas políticas, si no le entras con ellos, te matan. Te amenazan. Ellos son menos de 1,000 personas, y no puede ser que nos tengan así: Padeciendo sus gestiones. ¿Y? ¡Qué hacemos? Nada.

No es posible que un legislador me diga, que la Ley de Trata es un reglamento espurio, cuando es un tema, tan delicado y que lastima, lastima sobre todo, a mujeres, a niñas, y no dejo de lado a los hombres y a niños. Pero de verdad escuchar a alguien que tiene voz y voto, decir que interrumpieron la sesión con su manta, -perdón que insista- porque la “Ley de Trata” es un “Reglamento Espurio” me sacó de mis casillas.

Y me mantengo con la propuesta que le hice a Dicostanzo, yo le llevo a víctimas de trata y abuso infantil, para que les explique cómo es que, ellos que pueden hacer algo por quienes no han padecido esto, y por quienes lo padecieron; ¡Se paran a media sesión a colocar una manta estúpida y... la cancelan! De verdad que quiero ver la cara de estos diputados explicándoles que lo que les pasó es un crimen espurio, ¡y más quiero ver qué les contestan quienes han sido víctimas de esta atrocidad!

Por qué no entienden que ellos están recibiendo un salario de los mexicanos, no trabajan para Calderón, y menos para ex candidatos, ¡Trabajan para los Mexicanos! Y si alguien tiene que recordárselos, somos nosotros. ¿Cómo? Quizá lo que estoy escribiendo es mi granito de arena, ya basta, y si Noroña sigue argumentando que a un borracho no lo debes dejar manejar un país, señores, yo no pienso dejarlos, a ninguno de ellos hacerlo.

No voy a permitir más, que hagan lo que están haciendo con México. No me parece. Y si alguien piensa "mientras a mi no me toquen, no dañen lo mío, me vale”, piénsenle más, hay que unirnos, basta de pelear por un cirquito que patrocinan 3 partidos políticos. Si nos carga la fregada a unos, nos lleva a todos.

¡Si es muy cómodo ver la vida y las injusticias pasar, hasta que llegan a tu sillón y te sacan de ahi! Y yo, no las quiero en mi casa, ni cerca de mí, antes de que lleguen, hay que prevenirlas, hoy es el momento correcto.

Como ciudadanos debemos levantar la voz, ir a conocer, por lo menos, a su diputado. Debemos hacerlo, si eso lo hacemos todos, vamos a comenzar a tener cara para ellos, ahorita hacen y deshacen, porque no nos conocen. No saben a quién gobiernan. No tienen idea de los problemas que enfrentamos, lo que pensamos, lo que queremos y lo que esperamos de ellos. Pero hay que poner atención, luego meter acción y finalmente tendremos los resultados que queremos y buscamos.

¡Pero hay que hacerlo ya!

Anotación Primera: Y si tanto le molesta a Noroña y a Dicostanzo estar en un gobierno espurio, que les paga muy bien y les mantiene sus gustos, déjenle su curul a alguien que si quiera trabajar por México. Seguro, habremos muchos que podemos hacer mejor trabajo que el que ellos hacen.

Anotación Segunda: Los que quieran un país donde todo sea gratuito y socialista, favor de irse a vivir a Venezuela y Cuba, ¡Pero ya!, ¡De volada! Y le dan su espacio en México a la gente buena de Cuba y Venezuela, ¿Ok? Nada en la vida es gratis, y si la luz les cuesta 500 pesos más, ¡A trabajar! La gasolina les cuesta 30 pesos más, pues pagan, o caminan, o usan bici. Y ya una vez que todos estemos trabajando, ponemos en orden a los políticos, que marean con dar todo gratis, nada más por un tachecito en la boleta del IFE.

Anotación Tercera: La prueba de que Dios existe, es que existen los demonios y todos radican en el H. Congreso de la Unión.